¿La lectura mejora tu inteligencia?

La inteligencia es una de las propiedades humanas que depende de las influencias genéticas, pero también de los factores ambientales y estos últimos pueden ser los responsables de la variación de coeficiente intelectual entre personas muy similares.

En este caso, la investigación de Stuart J Ritchie, Timothy C Bates y Robert Plomin se ha centrado en un factor ambiental concreto que ellos creen determinante para el desarrollo de la inteligencia: se trata de la lectura y de cuándo se aprende a leer.

Desarrollo de la investigación

La muestra de este estudio eligió a gemelos, los cuales poseen la misma genética, pero les expusieron a diferentes factores ambientales.

A uno de ellos se le enseñaba a leer a una edad más temprana que al otro, a la vez que se les realizaban pruebas de lógica y respuesta cognitiva para medir la evolución de su inteligencia.

Con este estudio, los investigadores quieren enfatizar la importancia del aprendizaje de la lectura en la educación y cómo en entornos muy similares o incluso en miembros de la misma familia el desarrollo puede ser diferente según su acceso a un mejor aprendizaje.

La investigación también parte de la idea ya confirmada por varios educadores de que la capacidad de lectura es uno de los factores claves para sentirse integrado en la sociedad moderna, poder comprender lo que pasa, tener una mejor educación e, incluso, influir en el estado de salud de cada persona.

Los beneficios que tiene la lectura sobre estos diversos factores, ya hace pensar en su influencia en la inteligencia de cada persona y de cómo les puede ayudar a desarrollarse en diferentes contextos socioeconómicos.

Beneficios de la lectura para la inteligencia

  • Desarrollo de la capacidad cognitiva verbal: Con un acceso a un mayor léxico, una mejor capacidad de comprensión y una mayor facilidad para comprender y expresar ideas.
  • La apertura a la experiencia: Según las edades, dominar de la lectura y tenerla como un hábito frecuente supone que las mentes en desarrollo estén expuestas y abiertas a más experiencias de aprendizaje.
  • Su mejor desarrollo de las habilidades cognitivas también conlleva que sean personas más curiosas y con mentes más inquietas.
  • Razonamiento matricial: Lo que demuestra la mejor capacidad para comprender ideas abstractas y resolver problemas, una de las capacidades que suponen un valor exponencial en el desarrollo de la inteligencia de cualquier persona para su interacción social y profesional.
  • Desarrollo de la inteligencia no verbal: Al igual que con la inteligencia verbal, la lectura facilita recursos y mecanismos para ordenar ideas y plasmarlas de forma concisa y clara. Dados estos resultados, se evidencia la importancia de los primeros años de educación y lo que el aprendizaje de lectura puede suponer en el desarrollo del aprendizaje y la adquisición de habilidades de cualquier persona.
Fuente: Universia España
Imagen: archivo de imágenes