En 2013, la Educación Sexual Integral se implementó con más de 50 mil estudiantes santafesinos

El proceso de implementación de la ley de Educación Sexual Integral que el gobierno provincial viene profundizando en las escuelas desde 2009, en 2013 encontró a 51771 estudiantes de 864 escuelas de los niveles inicial, primario y secundario abordando temas clave de la educación sexual junto con 4920 docentes en permanente formación, que adecuan las planificaciones institucionales para garantizar la enseñanza desde la perspectiva de la ley de Educación Sexual Integral (ESI).

“En Santa Fe, la formación y enseñanza de Educación Sexual Integral es uno de los programas más importantes de la cartera educativa para fortalecer la convivencia en las escuelas y en los barrios”, destacó la ministra de Educación, Claudia Balagué, quien este año inauguró un nuevo modo de trabajo en las escuelas secundarias, basado en “dar la palabra a los jóvenes”.

“ESI es el nombre que le dimos a una estrategia de abordaje de problemáticas como noviazgos violentos, violencia de género, trata de personas, embarazos adolescentes, en las escuelas secundarias”, indicó la ministra, y agregó: “Sintetiza la impronta de una metodología de trabajo que, luego de varios años de concentrarnos en la formación de los profesores, destaca el rol de los estudiantes en cuanto a lo que necesitan saber, a lo que saben y a lo que ellos mismos pueden transmitir en la comunidad”.

En los niveles inicial y primario, el trabajo de los Equipos de Educación Sexual Integral, en la órbita de la Secretaría de Innovación Educativa, se centró en sumar a nuevos maestros a la formación permanente, en estudiar planificaciones de clases y aplicar los cambios necesarios desde la perspectiva de la ESI y abrir el trabajo con las familias, especialmente en el nivel inicial, actores fundamentales para el trabajo integral de la educación sexual.

En 2013, junto con los supervisores del nivel, se involucraron con la iniciativa 625 jardines de gestión oficial y privada, que sumaron a 800 docentes y 886 directivos y extendieron el trabajo desde la perspectiva de la ESI a 21.720 niños y niñas.

Para la directora provincial de Educación Inicial, Silvia Pezzoni, la enseñanza de la Educación Sexual Integral es un deber indelegable de la escuela: “Es parte de la formación y de la tarea docente enseñar el cuidado del cuerpo al niño en un marco de respeto y convivencia”.

En este sentido, conceptos como el respeto por el propio cuerpo, la discriminación, los juegos no sexistas, la autoprotección y el cuidado del cuerpo del otro fueron los ejes de una formación que comenzó siendo reflexiva y de diagnóstico y avanzó en cambios aplicados a la planificación de las clases en salas de 4 y 5 años, hasta alcanzar jornadas de trabajo junto con las familias.

En las 200 escuelas primarias que participaron en 2013 de las estrategias de formación e implementación de la Educación Sexual Integral, se involucraron 400 maestros y 60 supervisores, y juntos trabajaron con unos 16.000 estudiantes.

La perspectiva de la ley es incorporada desde un abordaje transversal a las áreas curriculares y en  las distintas situaciones de la vida cotidiana escolar, consideradas como oportunidades para trabajar actitudes, prácticas y conocimientos orientados a la convivencia social y el desarrollo de competencias vinculadas con la prevención del maltrato infantil, abuso sexual y trata de niños.

En el nivel secundario fueron 14051 estudiantes de 5 ciudades de la provincia los jóvenes que tomaron la palabra en relación con los temas de la Educación Sexual Integral y, junto con 2774 docentes trabajaron en talleres y diseñaron proyectos de prevención de trata, violencia de género y en los noviazgos, embarazo adolescente, para llevarlos adelante en sus propias comunidades en Rosario, Santa Fe, Santo Tomé, Rafaela y Reconquista.

Para llevar adelante esta experiencia, el gobierno provincial coordinó estrategias con los gobiernos locales, para que los equipos sociales de cada área, aborden de manera conjunta una experiencia de trabajo que implica la relación de los jóvenes como protagonistas en sus escuelas y en sus comunidades. Así, se sumaron a la iniciativa del gobierno provincial el Instituto Municipal de Género de Rosario, las áreas de salud, mujer y juventud de los municipios de Santa Fe, Santo Tomé, Rafaela y Reconquista, la Universidad Nacional del Litoral y la Defensoría del Niño, la Niña y los Adolescentes de la provincia de Santa Fe.

 

 

Imagen: Archivo de imágenes.